Un nuevo proyecto minero portuario
para la comuna de La Higuera

Somos un proyecto minero portuario integrado, propiedad de la empresa Andes Iron, en la comuna de La Higuera, límite norte de la Región de Coquimbo, Chile.  (Conocer mapa de instalaciones)

Contemplamos la extracción de hierro con subproducto de cobre y la construcción de un terminal de embarque en el sector de Totoralillo Norte, lugar donde en el siglo XIX operó el primer puerto minero de la Comuna.

Desde septiembre de 2013 estamos en proceso de obtener los permisos ambientales para operar. En esa fecha ingresamos el Estudio de Evaluación Ambiental (EIA) y en marzo de este año recibimos el tercer Informe Consolidado de Solicitud de Aclaraciones, Rectificaciones y/o Ampliaciones” (ICSARA N°3), que consolida las consultas y observaciones de la autoridad y la comunidad al Proyecto y que deberán ser respondidas en una nueva “Adenda”.

En Dominga proponemos desarrollar una “Nueva Minería” – responsable, inclusiva y transparente-, que considera a la comunidad y el patrimonio ambiental e histórico del entorno que nos acoge.  Buscamos generar valor para los accionistas, trabajadores y la comunidad. Nuestro desafío es que cuando el mineral se termine, la comuna de La Higuera y la Región de Coquimbo tengan una mejor calidad de vida.

Nuestra propuesta responde a un profundo conocimiento del territorio y al proceso de diálogo que iniciamos en 2011 y que ha sido considerado en importantes decisiones para el Proyecto. Te invitamos a conocer algunas de ellas:

Dominga no contempla la construcción de una termoeléctrica y tampoco usará agua de la Cuenca de Los Choros para su operación. El Proyecto se abastecerá de la energía eléctrica del Sistema Interconectado Central (SIC) y sólo usará agua de mar desalinizada, que obtendremos de una planta ubicada en Totoralillo Norte. Esta planta también podrá abastecer parte de las necesidades de la comunidad de La Higuera. (Conocer planta desalinizadora)

No usaremos un tranque de relaves, sino un depósito de relaves espesados, que permite el uso eficiente del agua, impide la filtración a napas subterráneas y disminuye la emisión de polvo. Además, usa 30% menos de superficie que un tranque de relaves convencional y la estructura es capaz de resistir sismos severos. Se ubicará aguas arriba del yacimiento, a más de 40 kilómetros de áreas marinas protegidas.

El terminal de embarque, en Totoralillo Norte. Al igual que la planta desalinizadora, ha sido diseñado para ser compatible con zonas ambientales protegidas. No requerirá de dragado para su construcción y su operación permitirá la actividad de los pescadores artesanales y el desplazamiento de delfines y ballenas. Los barcos ingresarán a la bahía siguiendo una ruta indicada por la autoridad, a una velocidad mínima –arrastrados por remolcadores- y con el apoyo de un vigía experto en cetáceos.

Como medidas de compensación y mitigación, Dominga protegerá la vegetación, flora y fauna terrestre, a través de un plan de gestión integral para la conservación, que se materializará en una superficie de 7.625 hectáreas. El Plan considera entre otros el rescate y relocalización de cactáceas; para el guanaco, la creación de un área de protección, monitoreo, seguimiento satelital de individuos y un estudio genético, y para el loro tricahue, un programa de recuperación de loreras abandonadas para promover el re-establecimiento de colonias de la especie.

Te invitamos a informarte y participar de Dominga, Nueva Minería.

Si quieres conocer detalles de sus impactos, medidas de mitigación y compensación puedes revisar el Estudio de Impacto Ambiental (EIA). (conocer Estudio de Impacto Ambiental)

Para más información, dudas y comentarios, síguenos en Twitter (@ConoceDominga) o Facebook (ConoceDominga).

 

Mina Dominga Andes Iron